Memo Aponte da voz a Pedro en Día de Muertos

MEMO APONTE DA VOZ A PEDRO EN DíA DE MUERTOS

Memo Aponte lleva dieciséis años de carrera en el doblaje y tiene veintisiete de edad. Es decir que, desde niño, ha prestado su voz a personajes animados. Sus créditos incluyen Buscando a Nemo (en la cual hizo la voz de Nemo), Wifi Ralph, Phineas y Ferb, entre muchas más. Sin embargo, el filme Día de muertos representa su primer doblaje de una película mexicana de animación. “Y la verdad es algo diferente, algo totalmente nuevo”, dice, además de que es una forma de “apoyar una tradición tan importante como la del Día de Muertos y qué mejor que hecha por mexicanos para celebrar esta festividad”.

 

Memo da voz a Pedro, uno de los dos hermanos que acompañan a Salma (voz de Fernanda Castillo) en su aventura por encontrar sus orígenes para al fin poder poner su propio altar. Para darle voz y personalidad, Memo contó con “una libertad total. A mí me decían: si se te ocurre algo, dilo. Claro, algo relacionado con la película, si no, ni al caso  Eso me gustó porque es muy raro que eso pase, en general no lo permiten. Curiosamente es una película que va dirigida a todo el mundo, estará en festivales de cine internacionales, qué padre que se hay permitido esa flexibilidad porque muchas veces no queda por cuidar esta neutralidad de los chistes en todo el mundo”.

 

Y es que hay muchas frases que solo un mexicano podría entender cabalmente. A Memo le parece que Día de muertos es una película divertida, no es la tradición llevada a querer educar y que se vuelva un tema aburrido. Cuando la vi, me moría de la risa y lo mezclaron muy bien. Me hace sentir orgulloso de lo que se está logrando”.

 

Memo es uno de los pocos actores de doblaje que la gente reconoce. Tiene miles de seguidores en sus redes sociales porque también ha aprovechado su canal de YouTube en donde sube contenido relacionado con Disney, compañía con la que ha trabajado frecuentemente. “Los actores de doblaje –dice– son de bajo perfil o no conoces su nombre. Es más discreta la cosa. Pero las redes sociales lo están cambiando y esta es una cosa diferente. También es una decisión personal: ya estuve en televisión, me moví a las redes sociales, pude haberme quedado solo en el doblaje y que nadie supiera quién era, pero busco ese reconocimiento porque el trabajo que haces frente a un micrófono es igual al que se hace en el escenario o en una película”.

 

Memo considera que la animación en México ha mejorado mucho. “Definitivamente las producciones de Disney, de Pixar, Dreamworks, nos llevan tiempo porque empezaron antes, tienen ese expertise, pero no está tan atrás como se piensa. Al final de cuentas se defiende muy bien en el mercado, es una gran película, está bien hecha, está bien planeada, tiene muchas referencias”.

 

Y es que, dice, hacer animación implica mucho trabajo. “Lo que pasa es que no dimensionamos el trabajo que hay detrás: tú vas, compras tu boleto, compras palomitas y te sientas, pero el esfuerzo de la película que se proyecta puede ser un mundo de diferencia comparada con otra del mismo género. Por ejemplo, Día de muertos, que maneja el presupuesto del 5% del que maneja una gran productora, compite al mismo nivel. Ese es el reto que ofrece el cine”.