Los mejores personajes de Pedro Infante

Sin duda, Pedro Infante sigue siendo uno de los ídolos del cine mexicano. Aunque solo estuvo activo 18 de sus 39 años de vida (falleció el de 15 de abril de 1957 en un accidente aéreo), su impronta quedó grabada en la Época de Oro del cine mexicano en más de 60 películas. Su arrojo, que lo hizo hacer papeles de todo tipo, y su carisma lo convirtieron en ídolo. Su muerte prematura lo elevó a la categoría de leyenda. Muchos de sus personajes son todavía recordados. Aquí te presentamos algunos de ellos:

 

Pepe El Toro, de la trilogía conformada por Nosotros los pobres, Ustedes los ricos y Pepe el Toro, de Ismael Rodríguez: aunque una imagen inevitablemente asociada con Pedro es la de charro, su interpretación de este carpintero de barrio que lucha por sacar adelante a los suyos y sufre tragedias infinitas es tal vez la actuación por la que es más recordado. De hecho, la iconografía popular guarda en la playera rayada que usa su personaje una imagen popular (al punto que así se le retrata en Coco).

 

 

Pedro Malo de Dos tipos de cuidado (1953), de Ismael Rodríguez: la única película en la que Pedro compartió créditos con Jorge Negrete fue esta. Una comedia ranchera sobre dos amigos cuya amistad se rompe cuando uno se casa con la novia del otro. Es inolvidable el duelo cantado que sostienen Jorge y Pedro, personajes y actores.

 

Tizoc en Tizoc (1957), de Ismael Rodríguez: Pedro Infante ya no pudo ver la película terminada. En principio él quería hacer una película sobre Juan Diego, pero aparecieron varias por esos años. Rodríguez le propuso esta cinta, en la que su personaje sucumbe a los encantos del de María Félix (fue su única película juntos), creyendo equivocadamente que el sentimiento es recíproco. Pero él incluso pone en riesgo su vida para salvarla. No ganó el Ariel por esta actuación, pero sí el Oso de Plata del Festival de Cine de Berlín como mejor actor.

 

Cutberto Gaudázar “Cruci” en El inocente (1956), de Rogelio A. González: Es uno de sus personajes más emblemáticos de comedia, uno de los mejores que hizo; comparte créditos con Silvia Pinal, quien interpreta a Mané, una chica rica y caprichosa a la que se le descompone el carro en la Noche Vieja. La ayuda el mecánico Cruci, quien se ofrece a llevarla a la ciudad pues están en la salida a Cuernavaca. Ella lo invita a celebrar en su casa y al otro día, los padres de ella los encuentran durmiendo en la misma cama y los casan, aunque su intención sea que se divorcien.

 

 

Los triates Andrade en Los tres huastecos (1948), de Ismael Rodríguez: Pedro hace tres papeles distintos en esta cinta de humor delirante, triates criados en pueblos diferentes: Lorenzo, el tamaulipeco, bronco y ateo; Juan de Dios, el potosino, cura de una parroquia; Víctor, el veracruzano, capitán del ejército. Su parecido les acarrea problemas y el cura trata de resolverlos. Lorenzo, además papá de “La Tucita”, es confundido con un criminal.

 

Silvano Treviño en La oveja negra (1949), de Ismael Rodríguez: Pedro enfrenta a un padre autoritario, irresponsable y borracho. Cruz Treviño Martínez de la Garza (Fernando Soler) hace sufrir mucho a su esposa Vivianita (Dalia Iñiguez) y a su hijo Silvano (Pedro). Pero padre e hijo se enfrentan cuando ambos son postulados como prefectos del pueblo y por una mujer despechada. Tiene su continuación en No desearás la mujer de tu hijo.

 

Pedro Chávez en ATM y ¿Qué te ha dado esa mujer? (ambas de 1951), de Ismael Rodríguez: Su icónica representación de un miembro de la policía, del escuadrón de motociclistas, que incluso hoy todavía hace que lo homenajeen. Compartió créditos con Luis Aguilar, quien interpreta a Luis Macías, el policía que acoge a Pedro en su casa y luego le consigue empleo. La competencia por las mujeres y por ser el mejor haciendo suertes con la moto les trae problemas.